facebook twitter
Carta Paramétrica
Interesa más a estadounidenses que a medios el derrame en el Golfo

El derrame de petróleo en el Golfo de México pone de manifiesto la diferencia que existe entre el interés de los ciudadanos estadounidenses y la agenda y cobertura de los medios de comunicación.

El siguiente análisis de Parametría, basado en datos de diferentes instituciones norteamericanas, muestra la gran brecha entre el interés que despierta un hecho y el seguimiento que los medios dan del mismo.

Apenas 5 días después de la explosión (20 de abril), dos de cada diez personas en Estados Unidos estaba muy interesada en el asunto, mientras que la cobertura de los medios era 16 puntos menor.

A finales de mayo del 2010, si bien el interés de la sociedad y medios norteamericanos crecía significativamente –alrededor de 33 puntos-, la diferencia entre la importancia dada por estos dos distintos actores era prácticamente la misma -17 puntos-. De hecho, la mayor diferencia se registró a mediados de mayo, cuando el diferencial entre la cobertura mediática y el interés de la gente llegó a 41 puntos. 

Y aunque ha crecido de forma paralela el interés y la cobertura, sigue siendo menor el interés que los medios ponen en la noticia, al compararlo con la importancia que le cede gran parte de la audiencia norteamericana.

Llama la atención que en otros asuntos de preocupación nacional para los estadounidenses (economía, el envío de la guardia nacional a la frontera, etc.), la brecha entre el interés de la gente y el mostrado por los medios no es tan considerable como en el tema del desastre ecológico del Golfo de México.

Otro dato interesante es que después del derrame petrolero, el siguiente tema en importancia (tanto para la audiencia como para los medios) es la economía, y está abajo 47 puntos.

Respecto a la evaluación del Presidente Obama y British Petroleum sobre la forma en que reaccionaron ante la tragedia, el 44% de los norteamericanos aprueba el desempeño de Obama, y el 48% lo desaprueba; entretanto únicamente el 16% acepta la actuación de British Petroleum frente el problema.

Es decir, la opinión pública se polariza a la hora de evaluar la reacción de Obama, mientras que para la petrolera existe un rechazo generalizado, ya que de 8 de cada diez estadounidenses no está de acuerdo con su actuación.

En cuanto a la credibilidad de las autoridades, cinco de cada diez estadounidenses cree que el gobierno de Obama no dice toda la verdad sobre la tragedia y 34% cree que sí.

Los porcentajes cambian cuando se trata de la población afectada directamente por el derrame; en ese caso aumenta el porcentaje de quienes creen que el gobierno dice la verdad, al tiempo que disminuye la percepción de que el gobierno esconde algo.

Tanto para la sociedad a nivel nacional como por los afectados directamente (en términos geográficos), sólo 1 de cada 10 encuestados cree que el gobierno miente.

Finalmente, el 50% de los estadounidenses cree que las playas afectadas por el derrame petrolero nunca se recuperarán totalmente, y en el caso de la fauna, este porcentaje asciende a 60%.

 

FUENTES:

  • CBS News/NYT Polls: Poll on the Gulf of Mexico Oil Spill
  • Gallup: Oil Spill in the Gulf of Mexico
  • Pew Research Center: Interest In Oil Spill Stays High As Coverage Grows
comments powered by Disqus
Copyright © 2013
Desarrollado por: Estrategia360